«El Centro de Radioterapia, un sueño a punto de hacerse realidad» García Larraburu

Bariloche.- Saber que los casos con cáncer avanzado tienen cada vez más posibilidad de cura, y que un tercio de ellos pueden convertirse en una mejor calidad de vida, nos motiva a incentivar la implementación de procesos y herramientas para luchar contra esta enfermedad.

Los logros científicos en la materia obligaron a poner en agenda la necesidad de emprender políticas públicas que amplíen el índice de pacientes curados de cáncer. Por ello, luego del trabajo desarrollado desde 2003 –primero como Concejal y luego como Legisladora-, en Junio del 2009 presenté ante la legislatura de Río Negro un proyecto dirigido al Gobierno Provincial y en particular al Ministerio de Salud de la provincia para que “se adopten las medidas necesarias para la instalación de un equipo de aceleración lineal para tratamientos oncológicos en nuestra ciudad.”

El proyecto recibió el apoyo y el impulso de la sociedad barilochense, ello logró su aprobación y hoy se traduce en la próxima inauguración del Centro de Radioterapia en la ciudad. En comparación a otros tratamientos, la Radioterapia cuenta con una mayor precisión al conformar la dosis de radiación aplicada a los pacientes y reduce potencialmente su toxicidad.

En toda la extensión de la provincia de Río Negro sólo hay dos aceleradores lineales, uno en General Roca y otro en Cipolletti, es decir, existen dos aceleradores en una distancia de menos de 50 Km; mientras el resto del territorio rionegrino no cuenta con cobertura. Ello implica que los pacientes de localidades como Bariloche, El Bolsón, Dina Huapi o de la Línea Sur tengan que viajar a Roca, Cipolletti, Bahía Blanca, Buenos Aires o Neuquén para el tratamiento.

El traslado de una persona enferma impacta de lleno en su vida y en su círculo familiar. Implica un desarraigo complejo que se sufre en todos los aspectos y conduce negativamente el estado anímico de la persona. Por otra parte debemos mencionar los elevados costos con los que hay que enfrentarse por traslados, estadías, y demás. No por nada la OMS sugiere un centro de radioterapia cada 150 mil habitantes. Imagínense la realidad con la que se enfrentaban aquellos que ni siquiera pueden tener la posibilidad de viajar.

Esta carencia, limitaba las posibilidades preventivas. Sin embargo, con este sueño colectivo hecho realidad podremos derivar no sólo a enfermos al Centro de Radioterapia sino que además contaremos con la accesibilidad necesaria para aquellos que necesitan tratamiento por linfomas no malignos.

Cuando planteamos la iniciativa, partimos de la premisa de la alta tecnología con la que cuenta ciudad, hemos desarrollado una industria tecnológica y nuclear de punta. Esta accesibilidad para el acelerador es un orgullo que da cuenta de la capacidad intelectual de nuestros ciudadanos. Son incontables las vidas que podrán salvarse.

En 2009 nuestro proyecto contó con un aval sin precedentes, más de 20 mil firmas a partir de una iniciativa particular de la Profesora María Elisa Kreimer de Repossini. También se sumó el Concejo Municipal local, que remitió al Gobierno provincial dos iniciativas para impulsar con urgencia la iniciativa. Afortunadamente con el impulso masivo de la sociedad, la voluntad del cuerpo legislativo fue favorable y en junio del 2010 fue aprobado.

Por la lucha, por el tiempo y por las esperanzas puestas en esta necesidad, quisiera poner en valor el trabajo que realizaron los vecinos autoconvocados en pos de esta causa. Asimismo deseo felicitar al Centro Atómico Bariloche, quien hoy está por hacer realidad el Centro de Radio Terapia. Sin las gestiones conjuntas ante nación, del Senador Nacional Miguel Ángel Pichetto y el Gerente del CAB, Luis Rovere, este diseño no hubiese podido realizarse.

Con expectativas y optimismo, afirmo convencida que su concreción abrirá una nueva página en la vida y las posibilidades de tratamiento en los pacientes con cáncer de la zona andina.

Radioterapia

Fuente: Prensa Senadora Garcia Larraburu