¿Razones técnicas o políticas? Palabras vs. papeles

Viedma.- El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, acusó ayer al gobernador, Alberto Weretilneck, de «faltar a la verdad», tras sostener que la provincia fue excluida por el gobierno nacional, y por sugerencia del senador Miguel Ángel Pichetto, del Programa Federal de Desendeudamiento Provincial para el trimestre abril-junio.

Añadió que le dio al gobernador «las explicaciones de un montón de cosas que están pendientes y que no se han resuelto y por esa razón no íbamos a firmar el acuerdo del Programa Federal de Desendeudamiento Provincial, con lo cual lo que está diciendo no es verdad, falta a la verdad».

«Lo primero que hay que aclarar a Weretilneck (es) que el senador Pichetto es un precandidato a gobernador de Río Negro y que lo dejen tranquilo trabajar como lo viene haciendo para tratar de ganar una provincia legítimamente».

«Las cosas seguirán como corresponden hasta que nos pongamos de acuerdo y se están haciendo y financiando con dineros del Estado nacional para resolver el endeudamiento e iban a otro destino y queremos resolver ese tema, que es lo que nos importa en primer lugar y dejen a Pichetto tranquilo, que no tiene nada que ver», concluyó el jefe de ministros.

Como respuesta a esas afirmaciones, anoche el gobierno provincial insistió en sus argumentos sobre la suspensión de la convocatoria y negó las razones técnicas esgrimidas desde Nación.

Para ello entregó a «Río Negro» la invitación de la Red de la Presidencia, recibida el lunes en Viedma al mediodía, en la cual se lo convocaba a Weretilneck para el martes a las 11:30 a Casa de Gobierno para «participar del acto de anuncios y refinanciamiento de la deuda con las provincias argentinas».

La misma tiene la firma del subdirector general de Ceremonial, Gustavo Navarro. También se facilitaron copias del borrador que se habría remitido a Economía con el texto del acuerdo que se pretendía firmar. (Télam / AV)